DIOSCOREA BULBIFERA o “Patata aérea”

Es una planta trepadora que pertenece a la familia Dioscoreaceae. Originaria de las zonas tropicales de Asia y Africa. También llamada “papa de aire” es una especie de Ñame. En sánscrito se la conoce como Varahi, kaachil o kand dukkar. La mayoría la conoce como “papa de aire”, “papa verde”, “papa india”, este último nombre puede hacer referencia a que quizás esta planta esté presente desde la época prehispánica. En México, en la región de Yucatan la conocen como “bauyak o papa voladora”, debe ser por su característica de producir tubérculos en el área foliar, diferente al Ñame que crece bajo tierra; pero en Cuba por ejemplo la llaman “Ñame voladora”, en Brasil “Cará aéreo”

http://tropical.theferns.info/plantimages/sized/D/i/DioscoreaBulbiferaTubercle_480px.jpg
Sobre el origen y época de la introducción de esta planta no hay un conocimiento exacto, aunque las comunidades campesinas del distrito de Donoso en Panamá donde se efectuaron estudios etnobotánicos de Dioscorea bulbífera coinciden que la presencia del cultivo es muy antigua. Dicha planta se puede encontrar en varios países latinoamericanos.
Es una planta herbácea con tallos cilíndricos, con grandes hojas pecioladas, anchas y acorazonadas, con nervaduras radiadas a partir de un punto en su base, que se ubican de manera alterna en los tallos. Es una enredadera que crece muy rápidamente, se aconseja armar una especie de pérgola o tutores para que no trepen a los árboles y si son árboles nativos tienden a ahogarlos. Tiene pequeñas flores blancas, son unisexuales y poseen tépalos ya que no se distinguen los sépalos de la corola. En algunos lugares como en Estados Unidos se la considera una mala hierba por ser una especie invasora.
Es una planta que no requiere mayores cuidados, se prefieren suelos con buen drenaje y en pendientes poco pronunciadas. No se desarrolla en suelos inundables. Se reproduce a través de los bulbos y es de crecimiento rápido; los tallos mueren en invierno pero luego vuelven a rebrotar, pueden sobrevivir por períodos prolongados. Si se la corta al ras del suelo pueden nacer nuevos retoños más adelante.

https://c2.staticflickr.com/6/5478/12048216354_4eb9f52a3b_b.jpg
Algunos insectos que le pueden atacar son: las arrieras (Atta spp), los zagaños (Trigona spp) y grillos (Gryllus spp)…Pero aquí en casa he visto que le ataca los caracoles y babosas, se comen las hojas pero no matan a la planta; atacan principalmente en los estados iniciales del cultivo, ya que pueden inhibir su crecimiento.
Cuando y como cosechar:
La señal más evidente del momento de la cosecha es cuando la planta se comienza a secar y comienzan a desprenderse los tubérculos. Otro indicador es el color de los tubérculos, pierden la coloración verdosa y grisécea para pasar a un color marrón . La pulpa (almidón) adquiere una coloración amarillenta.
Los tubérculos se pueden almacenar hasta 4 meses, siempre y cuando se coloquen en un lugar seco.
La Dioscorea bulbifera como alimento:
Su principal uso es alimenticio. Tanto la “papa de aire” como el “ñame son ricos en féculas, son comestibles pero los subterráneos (según la zona) tienen un ligero sabor amargo que se les quita al hervirlos. Los agricultores de Panamá la consideran un alimento altamente nutritivo, revitalizante y con algunos usos medicinales. Se consume cocida, sola o como verdura en sopas, también como puré; pobladores de Chiapas (México) consumen los tubérculos de D. bulbifera principalmente hervidos con sal o en sopas con verduras y carnes. Lo pueden consumir personas de todas las edades.
La presencia de sustancias antinutrientes como ácido fítido u oxalatos, que podrían afectar la biodisponibilidad de los minerales no es preocupante porque la mayoría de estos compuestos se encuentran en forma soluble, y se eliminan con la cocción.
La mayoría de los tubérculos estarán aptos para el consumo a los 7 meses de la siembra, momento en que se hará visible el inicio de la senescencia de la planta y el cambio de coloración de los tubérculos. De cada planta pueden salir 17 a 25 tubérculos, así lo pudo observar una estudiante del Colegio Técnico Agroindustrial de Ecuador. El sabor amargo parece estar relacionado con la presencia de algunas enzimas y metabolitos en el tubérculo, si no se ha completado su crecimiento y maduración adecuadamente. El tubérculo presenta múltiples yemas vegetativas, pero se destaca como la de mayor tamaño la que queda en la cicatriz donde estuvo unido al tallo. Es un cultivo de autoconsumo, casi no se comercializa.
La Dioscorea bulbifera que crece de forma silvestre puede ser tóxica,

https://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/7/75/Starr_031108-0225_Dioscorea_bulbifera.jpg
En cuanto a su valor medicinal, en algunos países la Dioscorea bulbífera es cultivada para satisfacer la demanda de la industria farmacéutica, porque contienen el esteroide llamado diosgenina, principal componente de las píldoras anticonceptivas. En la comunidad de Guásimo dicen que se utiliza para curar la erisipela (llagas en la piel) con la aplicación de la ralladura del tubérculo. Esta información coincide con otras comunidades, quienes destacan que en la literatura universal se reporta que en la India esta especie ha sido usada externamente para curar las llagas de la piel.
En el reciente Seminario Internacional “Cultivos del pasado y nuevos cultivos para afrontar los retos del siglo XXI”, EL Director General de la FAO José Graziano declaraba que:
La revalorización de los cultivos prácticamente olvidados, es de gran importancia para que nuestras sociedades puedan afrontar los desafíos agrícolas y alimenticios de las próximas décadas, agregó que si perdemos estos recursos únicos e irremplazables, nos será más difícil adaptarnos al cambio climático y garantizar una alimentación sana y diversificada para todos.

Cecilia Meyer

3 Responses

  1. Al dice:

    Fue introducidas por las comunidades escabas libradas o fugados, para lograr su subsitencia en los “Kilombos” donde se establesieron.
    .

  2. Luis da Silva dice:

    Buenas tardes desde Panamá
    hace unos meses me regalaron una “papa”,pequeña,de forma achatada,que sembré sin saber muy bien que era.Al verla crecer y hacer pesquisa me di cuenta de que era una Dioscorea Bulbifera,aunque su forma no es tan redonda como las fotos de esta entrada en su blog sino irregular,pero ya vi fotos en la web de otras iguales a la mia.
    La planta empezó a trepar un arbol y a producir algunas papas de forma achatada igual a las que me regalaron,y otras mas grandes y irregulares (algunas de casi un kilo de peso).Ya probé y son muy ricas,saben igual que una papa normal.
    Mi pregunta es como las puedo reproducir,pues tengo bastantes de esas grandes pero las chiquitas achatadas desaparecieron sin dejar rastro (no se si algun animal las comió) y la planta ya se secó.
    Los bulbos grandes esos no presentan ningun brote,que es lo que normalmente indica en una papa normal que se pueden sembrar…
    Ojalá me pueda ayudar,porque por la cantidad y calidad de este bulbo que producio una sola planta me parece ideal para producir en una escala un poco mas grande
    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *