Una estimación indica que para el 2021 se venderán más de 1.200.000 botellas plásticas por minuto en todo el mundo. Esto generaría un gran problema para el medio ambiente si es que no se logra activar acciones que reviertan la situación. Hay ciudades que ya se ocupan del problema y Roma es una de ellas.

Roma tiene una gran problema con los residuos, ya que no cuenta con un plan de reciclado selectivo, como el que se desarrolla en Milán por ejemplo. Por eso es que busca disminuir la problemática de gran cantidad de basura desparramada por las calles de la antigua ciudad.

calles de roma atestadas de basura

Fuente:Reuters-Crédito:Remo-Casilli

Roma es una ciudad cuyos habitantes no practican el reciclado

Según cifras cedidas por el parlamento italiano en el 2016, cada ciudadano de Italia recicló en promedio 40 kilos de botellas plásticas en el año. Pero Roma se caracteriza por tener una población que prácticamente no hace reciclado.  Por este motivo las autoridades decidieron implementar una prueba piloto que ya se aplica en otras ciudades del mundo de países como Indonesia, Pekín en China y Estambul en Turquía.

Se implementa un programa de reciclado para el que se colocaron máquinas recicladoras de botellas plásticas en tres estaciones del metro de Roma. La aceptación del público romano a la propuesta fue muy positiva y la campaña se extendería hasta julio del 2020 ampliándose a todas las estaciones del metro. 

En Roma se puede pagar el pasaje para viajar en metro canjeando botellas de plástico

Roma es la primer ciudad europea que implementa este sistema de reciclado que beneficia al medio ambiente y también al usuario. Insertando botellas de plástico en la máquina recicladora, la persona que previamente instaló una App en su celular, recibe por medio de la misma el pasaje para viajar en el metro o en autobús.

Bajo la consigna de “Recicla y Viaja”, con la App MyCicero se escanea el código de barras que retorna la máquina recicladora al insertar las botellas de plástico y este código se canjea digitalmente por pasajes sin costo. Un pasaje en metro o para circular cien minutos en autobús tiene un costo de 1,50 euros y se puede conseguir gratis a cambio de reciclar 30 botellas. Por cada botella reciclada el usuario acumula cinco centavos de euro. 

Video obtenido de Euronews

Los resultados logrados superan las expectativas. Se logra reciclar 20.000 botellas diarias. Se han detectado usuarios que reciclaron 3.500 botellas en un solo día lo que les otorga 175 billetes de metro. El canje propuesto de botellas por crédito para utilizar el metro o el autobús hace que se formen largas filas de usuarios frente a las máquinas recicladoras.

La campaña implementada apoya totalmente la ecología

La campaña que propone el reciclado es totalmente ecológica. El reciclado de botellas fue un gran éxito ya que en solo tres meses se recolectaron 350.000 botellas plásticas. Por ello es que Atac se dispone a extender la campaña a todas las estaciones de las redes del metro.

También se puede asegurar que es una campaña ecológica porque ahorra papel en los boletos, ya que el usuario que canjea botellas recibe su pasaje en el celular. Los torniquetes del metro están programados para leer esta información directamente de los celulares. 

Muchos países implementan diferentes medidas para reducir los residuos plásticos

Hay otros sitios del mundo que implementan medidas similares para disminuir el problema generado por el plástico. 

  • Los gobiernos de Ecuador y Costa Rica prohíben utilizar plásticos de un solo uso. Los países que integran la Unión Europea también se suman a implementar esta prohibición.
  • Ruanda es un ejemplo para el resto de África, ya que además del uso prohíbe la fabricación de bolsas plásticas. 
  • En Guatemala hay pueblos que desde hace varios años no utilizan nada de plástico.
  • Bares en Italia optan por el uso de fideos para reemplazar los sorbetes.
  • Vietnam reemplaza envases plásticos por otros de hojas de bambú
  • En muchos países ya se prohíbe el uso de bolsas plásticas.

Es importante que cada uno de nosotros nos involucremos en el tema. El cuidado del medio ambiente es una responsabilidad de todos.