El Bambú, la madera del Futuro

La demanda comercial de madera crece por día, negocio que alcanza los 600 billones de dólares anuales en el planeta, con el consecuente daño al medio ambiente por deforestación, por lo que el bambú, planta que tiene 1400 usos para fabricación de muebles y la construcción, es una alternativa que le llaman la madera del futuro.

Los bambúes son las plantas de más rápido crecimiento en el mundo con algunas especies de bambú que crecen hasta 92 cm, en 24 horas, a una velocidad de casi 4 cm por hora. Si se considera que el período de cosecha óptimo es de alrededor de 5 a 6 años, es fácil ver por qué la popularidad y la demanda de bambú ha aumentado tanto en las últimas dos décadas.

Cortar un árbol para obtener madera mata la planta, mientras que debido a que el bambú es parte de la familia de las gramíneas, cortarlo solo estimula el crecimiento.

Esta gramínea es cada vez más demandada en el comercio internacional, porque existen muchos tipos de bambú, llegando a alcanzar 25 metros de alto, plantación que crece con rapidez, incluso en tierras degradadas, poco fértiles, por lo que no es necesario deforestar bosques.

¿Para qué se usa el bambú?

Debido a que hay tantos tipos diferentes de bambú,  los cuales tienen sus propias propiedades únicas, hemos enumerado solo un par de los usos obvios y quizás menos obvios a continuación.

Suelo de bambú:

Productos de pulpa y papel:

Al igual que las maderas tradicionales, el bambú también se utiliza para una amplia gama de productos de papel, incluidos papel, cartón, papel higiénico y filtros de café, por nombrar solo algunos.

Industria textil:

La mezcla de algodón de bambú es una combinación anti-bacteriana altamente eficaz que es más hidrófila que el algodón y más absorbente. El bambú se utiliza en una amplia gama de textiles, desde ropa de cama hasta pañales, paños de limpieza y calcetines. El bambú es más transpirable y absorbente que el algodón y se seca casi con la misma rapidez.

Energía:

El bambú también se utiliza en la industria de la bioenergía para el fuego en forma de carbón de bambú, pellets y en la producción de biocombustibles.

Interiores de coches:

Muchos fabricantes de automóviles de prestigio, como Rolls Royce y Lexus, ofrecen molduras interiores de bambú para automóviles, incluidos volantes, tableros de instrumentos, consolas centrales y molduras de puertas interiores.

Equipo Deportivo:

En algunos casos, se ha descubierto que el bambú como material de construcción tiene un mejor rendimiento que algunos de los materiales tradicionales utilizados. El bambú ahora se puede encontrar en todo, desde tees de golf hasta tablas de snowboard, cañas de pescar, bates de béisbol, bastones de esquí y bicicletas.

La lista de productos y usos del bambú continúa creciendo a medida que se difunde una mayor conciencia de sus fortalezas, beneficios y, por supuesto, su belleza.

Fuente: https://www.wood-finishes-direct.com/

Catalina Zimmermann

Fotógrafa, le encanta leer y escribir sobre temas ambientales y, por esta razón, ha estado escribiendo para "El Horticultor" desde 2018.